Como aprenden los bebés

¿Qué vamos a desarrollar?

Nuestro objetivo prioritario es desarrollar todas las capacidades de los niños y niñas. Basado en la teoría  de las inteligencias múltiples (Howard Gardner), por lo que su primera propuesta es la de conocer las facultades más fuertes y más débiles de cada uno de los alumnos, para que apoyándonos en aquellas, desarrollar de manera más fácil las otras.

Como estamos en el primer año de vida del niño es difícil saber cuáles son esas facultades, lo que si podemos hacer es ir observando según va creciendo, en qué actividades se entretiene más el bebé o le gusta más jugar porque disfruta con ello.


Inteligencia viso-espacial.

Es la capacidad para percibir el mundo viso-espacial, distinguir formas y objetos desde distintos ángulos.

Para que los niños y niñas desarrollen esta capacidad tienen que recibir la información de forma visual, y aprender a través de imágenes, fotografías y todo tipo de material visual. Hay que dejar moverse al bebé libremente, que tenga que salvar algún obstáculo, invitarle a mover la cabeza hacia el lugar de donde procede un sonido significativo, estimular su movilidad por el espacio, apilar, manipular, encajar...

Los objetos que la favorecen y estimulan son: móviles de cuna y techo, lámparas de luz que proyectan imágenes, torres de anillas, piezas de apilar, formas geométricas, juegos de imágenes, puzles de imágenes, tapices de actividades...


Inteligencia cinético-corporal.

Es la habilidad para controlar los movimientos del propio cuerpo y manejar los objetos con destreza. A los niños y niñas que van a destacar en ella les encanta moverse, gatear, gesticular, bailar, manipular...

Para estimular esta capacidad, hay que proponer juegos y juguetes propios para cada periodo evolutivo y actividades que estimulan el movimiento y las sensaciones cinético-corporales: golpear, sacudir, tirar, apretar, lanzar.

Los objetos que la favorecen y estimulan son: mordedores, túneles de gateo, correpasillos, juegos de abrir y cerrar, apilables, encajables, rampas...


Inteligencia lógico-matemática.

Es la capacidad de razonar y experimentar con los objetos y materiales.

Se desarrolla a través de la observación y manipulación de los objetos y materiales, de las acciones que va a realizar con ellos, y de la resolución de actividades problemáticas que se le presenten.

desarrollo-del-bebe-inteligencia-logica-y-matematicaHay que proporcionar al bebé estímulos, situaciones y retos, para realizar acciones y resolverlas. Las actividades a realizar son del tipo, proporcionarle cuerpos geométricos para que juegue con ellos, los observe y los manipule, alternar juguetes de distintas formas y tamaños, presentar al bebé un objeto y luego escondérselo, para que lo busque, animándole “¿dónde está la pelotita?”.

Los objetos y materiales que favorecen la lógica.matemática son: bolas grandes y pequeñas, juegos de abrir y cerrar, juegos de arena y agua, globos, cuerpos y formas geométricas.


desarrollo-del-bebe-inteligencia-naturistaInteligencia naturista.

Es la capacidad para observar y comprender el mundo natural: plantas, animales, fenómenos atmosféricos...

Los niños que destaquen en esta capacidad se sentirán a gusto en las actividades al aire libre, y con tareas que exijan la observación, manipulación, experimentación e interés por los fenómenos de la naturaleza. Les gustan los animales y suelen tener animales en casa a los que cuidan con cariño y respeto.

Para fomentarla hay que pasear al bebé por lugares tranquilos y naturales, y estimular la observación, hacia un pájaro, una flor, el agua...


Inteligencia lingüística.

Es la capacidad para manejar y estructurar el lenguaje, así como para comprender los mensajes. Se desarrolla y manifiesta a edades muy tempranas.

A los niños y las niñas que van a destacar en esta capacidad les encanta escuchar cuentos e historietas. A través de la imitación y la repetición se desarrolla el lenguaje desde el momento del nacimiento, siendo el adulto con su intervención quien posibilita su aprendizaje hablándole.

El lenguaje del adulto hacia el bebé debe ser muy simple claro y pronunciado de manera correcta, empleando un vocabulario funcional, referente al bebé, sus acciones y el entorno que le rodea. La entonación se debe acompañar con gestos y adaptarse a la capacidad de comprensión y expresión del bebé, y conversar con él animada y cariñosamente aunque no nos entienda. Valorar su balbuceo imitando sus sonidos labiales y guturales para que nos imite, favoreciendo así la adquisición del habla a través de un feed-back correctivo. Hablar con el bebé con tranquilidad y cariño, cuando se están cubriendo sus necesidades básicas, en el baño, a la hora de la comida, diciéndole el nombre de los alimentos, en el juego, contándole el proceso que vamos realizando... Contarle cuentos sencillos, retahílas acompañadas con gestos...

Los objetos y materiales que favorecen y estimulas son: muñecos, teléfonos, espejos, juguetes que hablan, libros de imágenes y fotografías...


Inteligencia musical.

Es la capacidad para apreciar y discriminar sonidos, reproducir ritmos con la voz y los sonidos de partes del cuerpo, canciones, timbres de instrumentos... A los bebés que destacarán en esta capacidad les encantará escuchar música, tararear, llevar el ritmo con su cuerpo.

desarrollo-del-bebe-inteligencia-musicalLas actividades a realizar serán: cantar al bebé en voz baja y suave, ponerle música clásica a la hora de descansar, proporcionar al bebé objetos y materiales sonoros y musicales que al manipularlos produzcan sonido.

Los objetos y materiales que favorecen y estimulan esta capacidad: sonajeros, móviles musicales de cuna y techo, lámparas musicales, cajitas de música, distintos instrumentos de pequeña percusión.


Inteligencia pictórica.

Es la capacidad para expresarse a través del dibujo, la pintura y diversos materiales plásticos. A los niños que destacan en esta capacidad les gusta ver cosas de colores y disfrutan garabateando con una cera.

Para estimularla se pueden mostrar al bebé ilustraciones, con el fin de que las manipule y juegue con ellas, decorar la habitación o aula del bebé con imágenes llamativas y colores luminosos.

Los objetos y materiales que favorecen y estimulan pueden ser: objetos de colores diversos, bloques de colores, ropas alegres y decoradas con dibujos, libros de imágenes atractivas.


desarrollo-del-bebe-inteligencia-emocionalInteligencia emocional.

Puede ser intrapersonal o interpersonal, la intrapersonal es el modo en que nos relacionamos con nosotros mismos, es la capacidad que promueve todas las demás, hay que decir al bebé cosas bonitas con palabras cariñosas, procurando no exponerle a las tensiones del adulto. 

Interpersonal es el modo en que nos relacionamos con los demás. Para estimularla el bebé debe estar en contacto con otros niños, bien sea en el aula, el patio o el parque, y jugar junto a ellos.

Los objetos que la estimulan y favorecen son: muñecos, teléfonos, espejos, fotografías familiares, material sensorial, peluches...